Ícono del Cristo Orante - Capilla del Eremitorio, Monasterio del Cristo Orante

lunes, 3 de septiembre de 2012

Nilo Sorskij y su “skit”


Elena VI. Kolkutina


Poco sabemos de Nilo Sorskij. Su tardía canonización (como santo local fue canonizado, la parecer, recién a mitad del siglo XVII) [1] impidió que se escribiese su vida. En los manuscritos de su skit encontramos solo relatos aislados sobre su vida y milagros que habría realizado [2].

El antiguo canon en honor del santo, compuesto alrededor del 1682, no nos ha llegado [3]. Las noticias fragmentarias de la participación de Nilo en los concilios del 1490 y del 1503 no ofrecen grandes informaciones sobre su pensamiento con respecto a los problemas más importantes de la vida de la iglesia rusa.

Esto exige la búsqueda de nuevas fuentes de información sobre Nilo Sorskij, que intentaremos aquí encontrar en la historia de su skit y, en particular, en la dedicación del éramo.

Nilo vivió sobre el Sora casi un cuarto de siglo. Con toda probabilidad la primera iglesia [de su skit] fue construida cuando él estaba todavía vivo, y fue dedicada a la Presentación del Señor en el templo (Sretenie Gospodnee). Una misiva (gramota) del gran príncipe de Moscú, Vasilij Ivanovic, anterior al 1515, habla del skit de Nilo como el de la “santa Presentación” (svjatoe Sretenie) [4].  La Historia de la vida de san Nilo (Povest’ o prisestvii prepodobnogo Nila) cuenta cómo él mismo había amontonado una colina de tierra sobre el pantano, donde luego habría sido erigida la iglesia. Algunos registros de las iglesias del skit del siglo XVII han mencionado la capilla sobre la tumba del starec Nilo como una capilla lateral (pridel) de la iglesia de la Presentación (es decir, la capilla y la iglesia constituían un único complejo) [6]. Esto significa que Nilo fue sepultado justamente dentro del perímetro de la iglesia de la Presentación.

Algunos investigadores se han preguntado el motivo por el cual Nilo consagró su skit a la fiesta de la Presentación en el templo [7]. En efecto, los monasterios dedicados a la Presentación, en la Rus’ del siglo XV, son escasos. El diccionario histórico-topográfico de V. Z. Zverinskij menciona dos: uno de los dos es el de Nilo [8].

La dedicación de un monasterio revela siempre algo de la búsqueda espiritual de su fundador y, de alguna manera, de sus intuiciones: es una llave para su teología. La iglesia de la Trinidad, en la lavra de la Trinidad de San Sergio, es un elocuente testimonio de la teología de Sergio de Radonez. La Vida de otro de los santos rusos, Kirill de Belozero, narra que el santo a menudo leía el acatisto a la Madre de Dios, y la misma Madre de Dios le indicó el lugar en el cual se salvaría. Kirill dedicó a su monasterio, fundado sobre el lugar indicado por la Madre de Dios, a la fiesta de la Dormición de la Virgen.

Las fiestas de la dedicación de la iglesia de un monasterio determinan las liturgias especiales. Un manuscrito del skit de Nilo Sorskij del inicio del siglo XVII (GPB. Sof. 1519) contiene las normas del oficio de la vigilia para la fiesta del skit. En el prefacio  se dice que la habría establecido el mismo Nilo [9]. Estas normas preveen que los versículos (stichiri) para la fiesta de la dedicación de la iglesia, es decir para la Presentación en el templo (la otra iglesia del skit dedicada a Efrén el Sirio habría sido construida al final del siglo XVI), sean cantados en todos los oficios de vigilia. En las fiestas de la Presentación, en la de la Virgen, en la de Efrén el Sirio, cada sábado desde Pascua hasta la fiesta de la Trinidad, el canon de la Presentación era seguramente leído. La teología de los stichiri y del canon se concentra sobre el fundamento del dogma cristiano de la encarnación.

Entre las colecciones del siglo XVI del monasterio de Kirill de Belozero encontramos la conocida Homilía sobre la Presentación del Señor atribuida a Cirilo de Jerusalén [10], donde se dice que, en el día de la Presentación en el Templo, el misterio hasta ahora oculto de la encarnación fue manifestado al “resto” de Israel y a todas las naciones [11]. Entre sus múltiples significados, la fiesta de la Presentación tiene el de confirmar la realidad de la encarnación, así como el de Tomás el de creer en el milagro de la resurrección. La tradición cree que Simeón, leyendo la Biblia mucho tiempo antes del nacimiento de Cristo, hubiese dudado de las palabras del profeta Isaías sobre el nacimiento del Emanuel de una virgen (Is 7, 14) [12].

El día de la Presentación, tomando en sus manos al niño Jesús, el anciano Simeón dio testimonio ante todos que el recién nacido que tenía en los brazos era el mismo Señor, el Unigénito, Hijo del Padre, que vive con el Padre desde la eternidad (según la exégesis de la homilía citada) [13].

Los stichiri de la fiesta de la Presentación nos dicen que el Señor, que había dado en un tiempo las tablas de la ley a Moisés, es ahora conducido al templo de Jerusalén [14]. De este niño hablaron los profetas del Antiguo Testamento, Isaías, Jeremías y Abacuc.

Con su profesión de fe, como recitan los stichiri de la Presentación, el anciano Simeón rasgó el oscuro velo de la incredulidad que cubría las antiguas palabras de los profetas  reveló “a los hebreos la no fe de sus corazones”, profetizando la futura pasión y resurrección del Salvador [15].

La teología de la fiesta de la Presentación no se limita a la afirmación de una verdad de fe, sino que quiere desenmascarar a los adversarios. San Atanasio el Grande, en su homilía sobre la Presentación en el templo, afirma que Simeón ya en el día de la Presentación desveló los errores de los enemigos de la iglesia, de los herejes Marción, Arrio, Sabelio y Nestorio [16]. En los stichiri de la fiesta se advierten los ecos del estrecho conflicto vivido por la iglesia por la confesión neta de la naturaleza humana y divina de Cristo. En uno de estos stichiri leemos que el Señor aparece al mundo “no en el pensamiento, no en una visión, sino en la verdad, porque el Divino se uno a lo humano” [17]. El modo imperativo utilizado en los stichiri exhorta a “gustar”, y a estudiar “las divinas Escrituras”, ya que en ellas nosotros descubrimos el verdadero significado de la encarnación [18].

A todos los que buscaban un camino de salvación, Nilo Sorskij aconseja justamente alimentarse de las “Sagradas Escrituras”, y en ellas él encontraba para sí “vida y respiro” (“zivot i dyxanie”). El consejo espiritual de Nilo debía sonar especialmente actual en la Rus’ del fin del siglo XV, en la cual, desde Novgorod a Moscú, iba difundiéndose una herejía que consideraba a Cristo no el Hijo de Dios, sino simplemente un hombre. “¿Cómo puede Dios descender a la tierra y nacer de una virgen como hombre?” se preguntaban los herejes, sembrando entre los ortodoxos la duda del pensamiento racional [19]. Negando la encarnación, los herejes negaban por consiguiente todo el complejo de la doctrina cristiana y el concilio de la iglesia rusa del 1490 les llamó “judaizantes” [20]. La ignorancia difundida de las “Escrituras divinas”, a veces también entre los sacerdotes e iconógrafos, contribuía a enraizarse en la herejía. En este tiempo de incertezas y de dudas para la iglesia ortodoxa, Nilo dedica su skit a la Presentación del Señor, suscitando la atención de sus contemporáneos sobre la teología de la fiesta.

En 1502 – 1503, el conocido iconógrafo Dionisio pintaba los frescos de la catedral de la Natividad de la Virgen en el monasterio de Ferapont. “El tema fundamental de los frescos” como ha dado a conocer L. A. Uspenskij “es la afirmación de la auténtica doctrina ortodoxa en contra de las desviaciones de los herejes, enumeradas por el concilio de 1490: aquí se subraya la divinidad y la humanidad del Salvador, un lugar particular ocupa la glorificación de la Madre de Dios y de los santos y es reiterado el valor de los concilios ecuménicos” [21]. Dionisio trabajó en el monasterio de Ferapont en el mismo período en el cual sobre la rivera del Sora vivía Nilo, y no es posible que no se encontrase con el starec, del cual conocía su doctrina espiritual y su teología. Es así muy verosímil la sintonía que en la elección de los temas y en la atmósfera espiritual de los frescos se advierte entre el pintor y el starec Nilo. 

En la acérrima lucha espiritual que la iglesia rusa tuvo contra la herejía, aparece así la obra de Nilo. Hay que decir inmediatamente que la fidelidad de la ortodoxia fue para él el fundamento del camino de la salvación.

La “Enseñanza” (Predanie) de Nilo, dirigidas a sus discípulos, se abre con el símbolo ortodoxo de la fe [22]. En este sentido ofrecen una información interesante las correcciones aportadas por Nilo a los textos de la Vidas de los santos. Donde se hablaba de la confesión de fe, Nilo Sorskij fue siempre muy preciso y puntual en especificar esta fe como ortodoxa. Lo demuestra la relación entre las Vidas copiadas por la mano de Nilo con las mismas Vidas contenidas en las Grandes Lecturas Mensuales (Velikie Minei Cetii) del metropolita Macario.

En la Vida de Simeón Estilita de los Velikie Minei Cetii se lee: “Feliz quien pone constantemente su fe en Dios” (“blazen, kto neprestanno veruet v Boga”) [23]

El pasaje correspondiente en una colección del siglo XV proveniente de la biblioteca del monasterio de Kirill de Belozero  aparece como: “Feliz quien cree en Dios y ora cada día” (“blazen, kto verit v Boga i molitsja vsjakij deni”) [24].

En la misma Vida redactada por Nilo Sorskij, la enseñanza de Simeón es: “Feliz quien cree en Dios según la fe ortodoxa y ora cada día con celo por Dios” (“blazen, kto veruet v Boga pravoslavno i molitsja vsjakij deni s prilezaniem k Bogu”) [25].

Otro ejemplo. En la vida de san Saba según el texto presentado por la Lecturas del metropolita Macario leemos que san Saba había implementado una única confesión de fe en todos los monasterios del desierto de Palestina [26]. En la Vida transcripta  por Nilo Sorskij el texto una vez más precisa: San Saba vivió según la verdadera fe (pravoverno), enseñó a todos la verdadera fe (provoverie), y por lo cual en todos sus monasterios tuvo “una única ortodoxa confesión de fe” (“edinopravoslavnoe ispovedanie very”) [27]. Así en un solo período se habla tres veces de la ortodoxia de san Saba.

En la Vida se habla también del desorden creado por la herejía monofisita, surgida después del concilio de Calcedonia. Los habitantes de Jerusalén afirmaron decididamente su fidelidad a los cuatros concilios ecuménicos. En una carta al emperador bizantino Anastasio (491-518) escriben: si fuese necesario derramaríamos la sangre “por esta santa ciudad” (“ob etom svjatom gorode”), es decir Jerusalén [28]. Al margen del manuscrito de Nilo Sorskij hay una corrección: “por esta santa fe” (“o sej svjatoj vere”), es decir: derramaremos la sangre por defender no una ciudad, sino la santa fe [29].

Transcribiendo los relatos hagiográficos sobre las luchas contra las antiguas herejías, Nilo Sorskij tenía constantemente presente la herejía contemporánea. En las Vidas antiguas él encontró las respuestas a los problemas de su tiempo, afianzadas por la autoridad de los padres. Es así que la herejía nestoriana, que no reconocía la divinidad de Cristo, es llamada herejía “judaizante” en la Vida de san Saba transcripta por Nilo Sorskij (“judaica en sustancia, ya que no confesaba Dios verdadero a nuestro Señor Jesucristo y no reconocía a la Virgen Madre de Dios”) [30].

En su antología Nilo incluye entre otras las Vidas de Teodosio el Cenobiarca, Eutimio el Grande, Saba, Juan Damasceno y Teodoro Estudita. Son todas Vidas consideradas por los historiadores importantes fuentes para la historia de las herejías [31]. Nos hablan sobre todo de la lucha de la iglesia por la afirmación del dogma de calcedonia y por la licitud del culto de los íconos. Un discípulo de Nilo Sorskij, Gurij Tusin, escribió que la edición de la antología hagiográfica requirió un gran trabajo al starec Nilo [32]. No fue casualidad que su valor fuera ampliamente reconocido por sus contemporáneos: las Vidas redactadas por Nilo fueron copiadas en los monasterios de Kirill de Belozero, de la Trinidad de San Sergio y de José de Volokolmask [33].

Pensamos que según Nilo el instrumento fundamental en la lucha en la herejía fue la iluminación espiritual: el conocimiento de los dogmas y de la historia de la iglesia permite consolidar la fe y destruir la raíz de la herejía.

La dedicación del skit, la puntualísima edición de las Vidas son un elocuente testimonio del pensamiento de Nilo Sorskij. Firmemente enraizado en todos los padres, él fue un confesor muy celoso de la antigua fe ortodoxa. […]


Elena VI. Kolkutina
Nil Sorskij e il suo “skit”.
AAVV. Nil Sorskij e l’ esicasmo.
Ed. Qiqajon. Comunità di Bose.
Págs. 111-119

Publicado por esicasmo.it


[1] Las liturgias por los muertos (panichidy), que por un manuscrito del 1602, sabemos se efectuaban en el skit por Nilo Sorskij (ÇGPB Sof. Sobr., 1519, f. 92), demuestran que en aquella época no había sucedido aún ninguna canonización. Entre el 1656 y el 1659 sobre la tumba de Nilo Sorskij fue construida la iglesia dedicada al Tercer descubrimiento de la cabeza del glorioso San Juan el Precursor. En donde se guardaban las reliquias (raka) estaba grabada la historia de la vida del santo, el tropario, el Kondak y el ikos en su honor. En 1686 aparece el primer ícono con la imagen de Nilo Sorskij, del cual tenemos el testimonio en un registro (Archiv LOII 115, Ed. chr. 691, f. 31).

[2] GPB kir.-Bel. 61/1300.

[3] “Canon publicado en duodécima de Nil Taumaturgo, encuadernado en piel negra.” (Archiv LOII 115, Ed. chr. 689, f. 17).

[4] AAE, Sankt-Peterburg 1836, p. 131.

[5] Kir.-Bel., 61/1300, f. 12v.

[6] Registri (opisi) de los años 1648 y 1651 (Archiv LOII 115, Ed. Chr. 669, f. 5; Ed. Chr. 670, f. 4)

[7] A. N. Murav’ ev, Russkaja Fivaida na Severe, Sankt-Peterburg 1894, pp. 246-247.

[8] V. V. Zverinskij, Material dlja istoriko-topograficeskogo issledovanija o pravoslavnych monastyrjach v Rossijskoj imperri I, Sankt-Peterburg 1890, nr. 387; Material dlja istoriko-topograficskogo issledovanija o pravoslavnych monastyrjach v Rossijskoj imperii II, Sankt-Peterburg 1892, nr. 1206.

[9] GPB Sof. Sobr. 1519, ff. 20v-21.

[10] GPB Sof. Sobr. 1419, ff. 318-320v.

[11] PG 33, 1187-1204; cf. traducción rusa en Izbrannye slova I besedy svjatych otcev I ucitelej Cerkvi na vaznesie prazdniki cerkovnye, Moskva 1874, p. 26.

[12] S.V.Bulgakov, Nastol’naja kniga dkja svjascenno-cerkovnosluzitelej, Moskva 1993, p. 72, n. 1.

[13] Izbrannye slova I besedy, p. 26.

[14] “Dnesi Simeon na ruky Gospoda slavy poduemlet Ego z pod mrakom pervii Moisei vide v gore Sinaistei skrizali dajsca emu” (“Hoy Simeón acoge en sus brazos al Señor de la Gloria que ya Moisés vio en la nube sobre el monte del Sinaí y que da a Moisés las tablas de la ley”), GPB Kir. –Bel. 550/807, ff. 1v-2; GPB Kir.-Bel. 315/572, f. 38v (todas las citas de los stichiri provienen de las colecciones litúrgicas del siglo XVI-XVII de las bibliotecas del skit de Nilo Sorskij y del monasterio de Kirill de Belozero). Cf. La prière des Églises de rite byzantin II/I. Grandes fêtes fixes, éd. E. Mercenier et G. Bainbridge, Chevetogne 1953, p. 320.

[15] “Pokrovennnom licem evreom nevernaja serdca izoblici se ze pervr vecno slovo Otcee voploscennoe ponese i jazykom otkry svet Krest i Voskresenie”, GPB kir.´Bel. 550/807, f.2.

[16] GPB Sof. Sobr. 1510, f. 327v.

[17] GPB Kir.-Bel. 550/807, f. 2v; f. 1v.

[18] Ibid., f.2.

[19] PSRL IV, Sankt-Peterburg 1848, p. 158.

[20] “Smirennago Zosimy mitropolita vseja Rusi I vsego svjascennago sobora po ucenie vsemu pravoslavnomu christian’stvu. Na eresniky oblicenie”, en COIDR III, Moskva 1902, p. 125. Para una discusión sobre la autenticidad de las fuentes eclesiásticas oficiales relativas a la herejía de Novgorod-Mosca, véase también N. A. Kazakova-Ja. S. Lur’ e, Antifeodal’ nye ereticeskie dvizenija na Rusi XIV-nacala XVI vv., Moskva-Leningrad 1955; C. G. De Michelis, La Valdesia di Novgorod. “Giudaizzanti” e prima reforma (sec. XV), Torino 1993, con amplia bibliografía.

[21] L. Ouspensky, La théologie de l’icône dans l’Eglise orthodoxe, Paris 1980, pp. 242-243 (en ruso: L. A. Uspenskij, Bogoslovie ikony pravoslavnojcerkvi, Moskva 1989, pp. 219-220).

[22] Nila Sorskogo Predanie i Ustav, Sankt-Peterburg 1912, pp. 2-3 (traducción italiana: Nil Sorskij. La vita e gli scritti, a cargo de E. Bianchi, Torino 1988, p. 36).

[23] VMC, Sankt-Peterburg 1868, “1-13 settembre”, f.11.

[24] GPB Kir.-Bel. 16/1255, f. 5v.

[25] GPB Kir.-Bel. 23/1262, f.7v.

[26] VMC, Moskva 1901, “1-5 dicembre”, f. 485.

[27] GPB Kir.-Bel. 23/1262, f.316v.

[28] GPB Kir.-Bel. 23/1262, f.345v.

[29] Se trata de una diferencia del texto de los VMC, “1-5 dicembre”, f. 511.

[30] GPB Kir.-Bel. 23/1262, F. 318V. Se confronta con el texto de VMC, “1-5 dicembre”, f. 487. La misma expresión de “Nestorio judaizante” (“zidomudrennyj Nestorij”) se encuentra en zitie de RGB Volok. 63, f. 170v.

[31] L. A. Uspenskij, Bogoslovie ikony pravoslavnoj cerkvi, p. 87, n. 17. Cf. También: Ieromonach Feodosij Oltarzevskij, “Palestinskoe monasestvo s. IV do VI veka”, en Pravoslavnyj palestinskij sobrnik XV, Vyp. 2, Sankt-Peterburg 1896.

[32] GPB Kir.-Bel. 141/1218, f. 1.

[33] B.M.Kloss, “Nil Sorskij i Nil Polev – ‘spisatelej knig’”, en Drevnerus-skoe iskusstvo: Rukopisnaja Kniga, Moskva 1974, Sb. 2, pp. 150-167; G. M. Prochorov, “Avtografy Nila Sorskogo”, en Pamjatniki kul’tury. Novye otkrytija. Ezegodnik 1974, Moskva 1975, pp. 37-54.


No hay comentarios:

Publicar un comentario