Ícono del Cristo Orante - Capilla del Eremitorio, Monasterio del Cristo Orante

jueves, 5 de diciembre de 2013

¡Llegue tu Reino, Señor!

P. Diego de Jesús


 


Será de aurora; cómo dudarlo. Cabalgando sobre nubes de fuego te veremos llegar, Señor. Y ahí quedará el pincel goteando (como la púa de un tocadisco levantada a mitad de la canción), con el ícono sin terminar... Y aunque no faltarán nervios y tensiones, será un gozo indecible, una experiencia embargante. Tú me preguntarás: ¿interrumpo?, ¿prefieres que me demore otro rato? Y yo, Señor, borracho de irresponsable amor, ante el corcovear de tu brioso corcel, en un hilo de voz susurraré: de ninguna manera, Señor; de ninguna manera; si me he pasado la vida esperando tu Retorno glorioso!... Cárgame tras de Ti, aunque me pilles con las manos tan vacías. Vacías de méritos (¡ya lo creo!), mas ciertamente no vacías del lacerante deseo de que pase este mundo y llegue tu Reino, Señor. 

P. Diego de Jesús
Monje del Cristo Orante


No hay comentarios:

Publicar un comentario